¿QUÉ PASA CON ESE REPUNTE QUE TENÍAN QUE PROVOCAR LOS VECINOS DEL BARRIO DE SALAMANCA?

Eso es lo que habría que preguntarles a los sociatas y podemitas que pusieron el grito en el cielo, hace ya más de un mes, a causa de las manifestaciones que llevaron a cabo los vecinos del barrio de Salamanca y que fueron imitadas en otros barrios madrileños.

Tan convencidos como estaban, los sociatas, podemitas y demás personal hipercrédulo, del devastador y terrorífico repunte de corona-virus que, con toda seguridad, iban a provocar los “irresponsables”, “inconscientes” e “insolidarios” vecinos del barrio de Salamanca y demás barrios madrileños… y, a pesar de que ya ha transcurrido más de un mes desde esas tan criticadas y “genocidas” manifestaciones, el devastador y terrorífico repunte profetizado por los progres no aparece por ningún lado ni la población de Madrid ha quedado reducida a la mitad…

¡Vaya por Dios!

Como últimamente están pasando muchas cosas y la gente está saturada de información, también relativa a normas absurdas, ilógicas y despóticas propias de una dictatorial república bananera (algo que se está perpetuando y que no se va a acabar con la Nueva Subnormalidad), a muchos no se les habrá ocurrido todavía preguntarse:

¿Qué pasa con ese repunte que tenían que provocar los vecinos del barrio de Salamanca y de otros barrios madrileños?

¿Va a llegar o no va a llegar?

A unos no se les habrá ocurrido preguntárselo porque permanecen aturdidos a causa de la avalancha de corona-vírica información con la que se nos sigue machacando, lo cual es comprensible… y a otros, porque no han podido darse el gustazo de exclamar: “¡Ya os lo advertimos!”, por lo que prefieren seguir fingiendo que andan tan faltos de memoria como sobrados andan de credulidad, y que son los mismos que sirven mucho más para dejarse manipular con suma facilidad que para… profetizar.

Los profetas torpes, los cuales son legión, tienden a olvidarse de sus fallidas profecías. Pero no por falta de memoria, sino por exceso de oportunismo e hipocresía.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: