CORONAVIRUS Y ULTRADERECHA

EL CORONA-VIRUS ES UN VIRUS MUY EUROPEÍSTA Y NADA AMIGO DE LA ULTRADERECHA

En uno de mis anteriores textos titulado EL EXTRAORDINARIO DON DE LA OPORTUNIDAD DEL CORONA-VIRUS expliqué tres razones por las que este virus ha irrumpido en la escena internacional y, especialmente, en la escena europea, en un momento SOSPECHOSAMENTE oportuno.

En ese texto dije que la crisis mundial -o no tanto- del corona-virus ha tenido lugar, curiosamente, en un momento de lo más oportuno porque

-la gente más crédula e ingenua -es decir, la gran mayoría de ella- ya se estaba tragando que habíamos superado los efectos de la crisis de 2008… a pesar de que la reforma laboral que se derivó de esa crisis económica continúa vigente, de que las pensiones siguen siendo bajas e insuficientes, de que los jóvenes que tuvieron que salir a trabajar al extranjero todavía no han podido regresar a España y de que la gente no ha vuelto a vivir tan bien y tan desahogadamente como lo hacía antes de 2008.

-la crisis del corona-virus ha hecho que el Gobierno español tenga la excusa perfecta para olvidarse indefinidamente de aprobar unos Presupuestos Generales del Estado, trámite con el que se expone a tener que dar por terminada la presente y desastrosa legislatura, en el caso -más que probable- de que los diputados de Esquerra Republicana de Catalunya votaran en contra de los Presupuestos Generales en represalia por no haber posibilitado nuestro Gobierno que, en Cataluña, se celebre un referéndum con todas las garantías para que de él pueda resultar -o no- la futura independencia de Cataluña.

-La crisis del corona-virus ha forzado el aplazamiento de la salida de Reino Unido de la Unión Europea, salida a la que siempre se han opuesto, sin esforzarse nada en disimularlo, quienes mandan en la propia Unión Europea.

Son cosas en las que uno repara cuando sospecha que la crisis del corona-virus es un enorme montaje, en el que se han implicado una infinidad de personas (gobernantes, periodistas, expertos en epidemología, virología, microbiología, etc, economistas, dirigentes de partidos que no gobiernan o políticos en general, psicólogos, personajes famosos, etc.) de distintas nacionalidades, para materializar una inmensa estafa, quizá la mayor estafa jamás perpetrada. Cosas, o sospechosas “casualidades”, que les pasarían desapercibidas a cualquier persona permanentemente aturdida por haber cedido al miedo derivado de la inmisericorde e incesante manipulación ejercida por unos medios de comunicación de masas al servicio de los gobiernos, sobre todo, de determinados países europeos.

 

Hace poco, debido a que a uno no siempre se le ocurre lo que quisiera en el momento en que uno quisiera, caí en la cuenta de que existe otra razón, quizá más importante que las que he recordado en este texto, que explicaría también el porqué de la aparición del corona-virus en el momento presente…

¿Cuáles son los países europeos a los que en primer lugar atacó y en los que lo ha hecho más duramente el corona-virus? Italia, Francia y España.

¿Qué ha ocurrido recientemente en estos países?

En Italia, que Matteo Salvini forma ya parte del Gobierno y que, hasta hace muy poco, la encuestas auguraban que se convertiría en el próximo Presidente de Italia.

En Francia, que Marine Le Pen estuvo a punto de ganar las pasadas Elecciones y que es muy probable que ganara las siguientes Elecciones generales que se celebren en Francia.

En España, que VOX experimentó un ascenso espectacular en las pasadas Elecciones y que no es descartable que Santiago Abascal se convirtiera en nuestro próximo Presidente después de las siguientes Elecciones generales que se celebren en nuestro país.

Lo que les preocupa a los que de verdad mandan en la Puta Unión Europea, más que la afinidad ideológica de estos tres líderes políticos, lo son sus óptimas posibilidades de convertirse en los Presidentes de sus respectivos países a corto plazo, y lo es, sobre todo, que una vez que lo fueran, serían lo bastante valientes, si lo creyeran conveniente (y parece ser que no les costaría demasiado esfuerzo creerlo conveniente en un momento dado), como para sacar a sus respectivos países de la Unión Europea.

Si cualquier ciudadano normal sabe estas cosas, ¿cómo no tendrían que saberlas los que de verdad mandan en la Unión Europea? Ésos a quienes tanto les preocupa e interesa -política y económicamente hablando- que siga funcionando ese invento llamado Unión europea, el cual ha servido para instaurar una gran dictadura mediante la que los países del Norte de Europa pueden empobrecer y estafar cada vez más a los países del Sur de Europa, como, por ejemplo, Italia, Francia o España.

¿Qué habrán conseguido, los que mandan en la Unión Europea, pidiéndoles, hace algunos meses, a sus cómplices chinos que sacaran de un laboratorio cierto tipo de gripe, que en él había sido creado, para que fuera propagado (después de haberlo sido anteriormente en cierta ciudad de China para despistar), en primer lugar y sobre todo, a determinados países del Sur de Europa, acompañando ese provocado contagio de una machacona y terrorifica campaña de manipulación llevada a cabo por serviles y complacientes medios de comunicación de masas?

Habrán conseguido alejar para siempre, o durante muchísimos años, el peligro de que Italia, Francia o España se separen de la Unión Europea, que es lo que a ellos les interesaba tanto conseguir.

“Gracias” a lo muchísimo que, por culpa del montaje de la crisis del corona-virus, Italia, Francia y España van a tener que endeudarse, la Unión Europea tendrá cogidos a estos países por los huevos para siempre, o durante muchísimos años… y eso sin que tenga que producirse ningún repunte del corona-virus en nuestro país, en el cual ya está empezado a hacer calor.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: